El declive artístico de Mark Knopfler

Cualquier fan que haya seguido mínimamente su carrera podrá ver que hay una diferencia considerable entre el Mark Knopfler actual y el anterior al 2001. Paulatinamente ha ido decreciendo su creatividad artística de forma que cada año que pasa parece que hay siempre algo menos. Es cierto que en este aspecto ha estado a un nivel tan alto que se puede permitir hacer cada año un poquito menos y aún así seguir siendo un gran músico y compositor pero desde luego no se puede pasar por alto que no es el mismo que una vez fue.
En cuanto a este tema, por supuesto, no tengo nada que hablar de cuestiones comerciales. Si ha vendido más o menos discos, es más o menos popular o cuestiones similares, es algo que no viene al caso porque lo que interesa verdaderamente cuando hay que valorar es el artista. Intentaré centrarme en este apartado.
Intentando hacer memoria recuerdo como primera señal de este declive una de las muchas entrevistas que ha dado en la que declaraba estar cansado de hacer canciones de quince minutos. Me sorprendió enormemente esto porque precisamente buena parte de su mayor gloria la había conseguido con canciones de este tipo que, o bien ya habían sido compuestas directamente en este formato (Telegraph road, Tunnel of love,…), o bien las ha ido alargando (Sultans of Swing, Ride Across the river, …). Bien, pues, si no me confundo, Speedway at Nazareth es la última canción que compuso que se acerca a estas características y esto se queda en el 2001. Desde entonces, como él auguraba, nada de canciones de un cuarto de hora. Pero la cosa no queda solamente ahí porque las que ya había alargado las vuelve a reducir. Un buen ejemplo de esto es Sultans of Swing que comenzó siendo una canción de cinco minutos en su primera grabación de 1977. Ya al poco tiempo nos encontramos que ha crecido hasta llegar a los doce minutos y que posteriormente mantiene esta estructura durante muchos años, con algunos añadidos de teclados o saxo pero con la estructura de los quince minutos y crescendo final. Esto se mantuvo hasta la época reciente en la que la canción ha decrecido volviendo a los cinco o seis minutos y la misma estructura original. Únicamente algunos licks de guitarra remanentes de la época en que el formato era largo se mantienen para recordarnos la historia gloriosa que tuvo esa canción.
Podría pensarse que la duración de las canciones es una cuestión de gustos y que no hay por qué buscarle más motivos. Uno puede decidir hacer canciones cortas o largas y eso no implica necesariamente que se le hayan fundido los plomos. El problema es que unido al tema de la duración de las canciones hay más señales de esta involución.
Las giras interminables, cercanas a los trescientos conciertos, de los discos “Brothers in Arms” y “On every street “ han ido reduciéndose progresivamente hasta llegar a unos tres meses, que es lo que ha durado la gira del 2008.
El repertorio de los conciertos durante la gira, que antiguamente tendía a ser cada vez más variado , se ha vuelto casi completamente estático hasta el punto de que desde el comienzo al final de la gira apenas ha habido unos pocos temas que hayan variado en el repertorio. Pero es que encima las canciones no progresan. Es decir, no hay demasiados cambios de composición, y Mark se limita simplemente a dejarse llevar por el momento y por el arsenal aprendido para improvisar solos.
El tema de las canciones es para hablarlo largo. Las discográficas se las ven cada vez más peliagudas para encontrar una canción mínimamente “movida” que pueda usarse de single. Y es que ahora apenas compone canciones de ese tipo y, de nuevo no sólo no compone sino que retira de su repertorio las que tenían estas características. La más llamativa de este caso es Money for nothing, en otro tiempo clásico entre los clásicos y hoy en día una canción del pasado. Unidas a Money for nothing ha habido otra serie de canciones que no han ido aguantando el paso de los años, o mejor dicho Knopfler no ha aguantado el paso que marcaba en aquellas canciones, hasta el punto de que hoy en día el aficionado puede pensar más bien en cuantas de las canciones antiguas sobrevivirán en su repertorio. Yo creo que las que le aguantan delatan los temas más hondos en su trabajo. Brothers in arms, canción que siempre ha declarado que soñó con haber compuesto, es una de ellas; otra es la adaptación a la época contemporánea del mito universal de Shakespeare, Romeo and Juliet. Las apuestas sobre cuál será la siguiente canción en caer puede hacerlas cualquiera, pero en cualquier caso siempre será una resta.
¿Qué motivo hay para esta involución? Siempre es complicado decirlo pero el rock, que es el eje de los otros estilos que toca Mark, no es algo que aguante bien con los años. En el caso de Knopfler parece que todavía aguanta peor. Posiblemente propiciado por su personalidad y su visión de la vida se le hace cada vez más difícil mantener las energías de su juventud y la productividad que las acompañaba. Podrían encontrarse más síntomas de este declive artístico pero creo que con los señalados antes ya es suficiente para comprobar la tendencia. Las giras mundiales seguramente terminarán en pocos años y después…

28 comentarios:

NICO GOMEZ dijo...

solo estoy de acuerdo contigo en que tendria que mover mas los sets de sus conciertos.
hay muchas cosas en las que no estoy de acuerdo.
sobre todo te olvidas de un importantisimo detalle, y es que todas esas canciones que reclamas para sus conciertos pertenecen a "dire straits" banda la cual abandonó para siempre.
sobre la involución artística tampoco estoy de acuerdo. precisamente el NO componer temas sinlges es una clara y feliz noticia del estado de gracia actual de knopfler.
en cuanto a las canciones de 15 minutos es obvio que estamos en 2009 y no en los años 70.
en cuanto a tocar temas movidos o no, es evidente que knopfler tiene 60 años y no 30.
Es ahora cuando nos encontramos con el Knopfler más fiel a sus ideas y totalmente libre de lo que quiere hacer tanto a nivel composicion como en los directos.
se acabaran las giras mundiales en pocos años, y despues....
y despues hará lo que siempre quizo hacer, tocar en clubs la música que siempre quizo hacer.
yo prefiero la involucion de knopfler como tu la llamas, a vivir de las rentas como por ejemplo Santana, que lleva haciedo lo mismo con la guitarra desde que tenia 12 años.
lo facil para Knopfler no es esto, lo facil para Knopfler es hacer como hacen todos los demas, LO MISMO DESDE QUE NACIERON MUSICALMENTE y vivir del pasado sin evolucionar ni lo mas minimo.

http://elnicodecadi.blogspot.com/

bLuEsMaN dijo...

Hola Nico.

Con las canciones de quince minutos me refiero simplemente a la duración, es indiferente que sean o no de Dire Straits. Ya sabes que en la época en solitario ha seguido tocando de Dire Straits y no ha hecho un corte del repertorio, además al principio de la época en solitario compuso temas largos.... pero poco le duró. Por otra parte al ser las canciones compuestas por él no creo que le influya para diferenciar entre Dire Straits y época en solitario.

He sacado el tema de no componer singles movidos por el tema de su "falta de energía". Evidentemente puede hacer canciones buenas que sean más o menos movidas, pero el que prácticamente ya no haga ninguna que sea medianamente rápida creo que es otro síntoma que delata lo mismo.

Desde luego que a los treinta no se toca como a los sesenta , pero ahí tienes a otros músicos de su generación como Bruce que no han dado un bajón tan grande en este sentido.

Si tuviera que resumirlo de alguna forma diría que músicalmente está mucho más maduro que antes pero por algún motivo le faltan las energías y eso se nota en la productividad (menos conciertos, menos variación de repertorio, etc...)

saludos

Anónimo dijo...

Como fanatico de este genio musical que nos ha regalado la vida, debo estar de acuerdo con lo expuesto. Me duele admitirlo porque se que Knopfler es muchisimo mas de lo que muestra. Una vez tambien pense que tal vez el paso del tiempo, alejarse de Dire Straits (Cosa absurda porque al contrario de otras bandas EL es Dire Straits y no podria existir la banda sin El) O volcarse a experimentar y a cumplir sueños que siempre quiso y otras tantas que no vale la pena traer a acolacion, eran el motivo casi esencial de sus ultimos trabajos y giras. Despues reflexionando y mirando hacia los lados veo que artistas de la talla de Clapton, BB King, Los Rolling Stones y nuchos mas, no solo no se han estancado, sino que nunca renunciaron a lo que los llevo a la cima. O sea, lo mejor de ambos mundos vive en ellos. Lo vintange y lo contemporaneo toma fulgor en sus interpretaciones y siempre sorprenden a sus mas fieles seguidores y entusiasman a aquellos que recien asoman a su musica. Lamentablemete creo que Knopfler no cuadra en este ultimo marco y me animo a decir que no es porque esta grande, cansado, harto del estereotipo de Heroe de la Guitarra y otras cuentas, es porque Knopfler NO TIENE MAS GANAS DE REPLETAR ESTADIOS, NI DE GENERAR NUEVOS ADEPTOS, NI OTRAS VARIEDADES. Creo que es una manera sutil, que encontro, para decir adios sin decirlo abiertamente.

Un Abrazo a Todos.
Alberto desde Buenos Aires Argentina.
Flami ( Para la gente de Spanishcity )

bLuEsMaN dijo...

Sería importante saber por qué ya no se encuentra al nivel de antes.
Naturalmente de su biografía se conoce lo justo así que por mi parte tengo que seguir inclinándome porque su propia personalidad, o mejor dicho su sensibilidad, le ha llevado a esto.

Aunque puede que me arriesgue demasiado (y sea posible que me equivoque en esta conexión) hay un punto que creo que puede conectar con esto y es que últimamente ha mencionado disfrutar más con la poesía. La poesía, que sabemos que siempre le ha gustado, en parte es como una canción sin música. Volvemos a perder "la fuerza" que da la música en beneficio de una nueva sensibilidad más tranquila.

Desde otro lado he visto a mucha gente mayor que se emociona fácilmente por cualquier detalle, a diferencia de lo que le pasaba en su juventud. Una palabra amable, un gesto, etc... y que es algo parejo a lo que se puede obtener en la poesía. Por poner un ejemplo público pienso ahora en el gran actor Paco Rabal, que contrastando con una juventud decidida nos lo encontramos con lágrima fácil ante cualquier gesto en sus últimos años.

Conclusión: Aunque sé que es arriesgado lo de antes creo que es otro indicio más que muestra que está "pscilógica y prematuramente envejecido".

saludos

Anónimo dijo...

Estoy muy de acuerdo con mucho de lo que se dice, y poco con mi buen amigo Nico.
La evolucion de Mark Knopfler es hacer cada disco con material difente, su GH, no tiene nada que ver con el RPD, ni tampoco con el KTGC, es una virtud sin duda, y es de agradecer el poder tener cada disco diferente, pero despues todo son ticks, desde los punteos (tú mismo dices que sus punteos son base del primero) sus set list, sus musicos, su forma de grabar, hasta sus posiciones en el escenario de gira a gira, hasta la fecha del lanzamiento del disco. Sus variaciones son mínimas en muchisimas cosas, y esto es mas que elocuente y evidente.

Su involucion tambien es evidente en muchisimos aspectos desde la propia composicion de temas, hasta sus presentaciones en el directo, carente de la mas mínima sangre, su ultima gira asi se hace ver.
Va a menos, no es que sea un bajon abismal pero poco a poco año año, va a menos. No hace de guitarrista (por el motivo que sea, se canso, lo que se quiera, pero es asi), no hace conciertos de rock (siempre se ha definido como un hombre que hacer rock) y sí, ahora no quiere hacer rock, pero entonces que no toque en plazas de toros, ni siga mostrando TR, SFA, SOS, etc, etc, etc. que sea coherente con su estado actual y deje de tirar de los mismos temas Dire Straits.
Sus discos son flojos, a nosotros los fans, nos gustara siempre haga lo que haga, pero hay que reconocer que sus discos son muy flojos, muy lineales, y en ocasiones (mas de las que debiera, temas aburridos y sin chispa).
Ahora bien estamos ante Mark Knopfler y siempre nos vamos a encontrar con su calidad a retazos en composiciones, eso no lo niego, y de hecho las hay y no pocas.

Pero la sensacion general es de una persona anclada en una aptitud nada perseverante ni trabajada, como yo siempre digo, se deja llevar, y para hacer un gran papel (que creo es lo que Mark Knopfler debe de hacer por la poscion que ocupa en el mundo de la musica), es trabajar y tener ideas frescas e innovadoras, y precisamente le pasa todo lo contrario.

Nada mas siento la extension.

Jose.

Gem@ dijo...

Me alegra que el problema esté resuelto ;)

Juanma Suárez dijo...

¿Y porqué nos empeñamos en que Mark Knopfler haga lo que a nosotros nos gustaría que hiciese? ¿Acaso él va a nuestros trabajos a decirnos "por favor, llevas meses haciendo ésto así; ¿por qué no cambias el sistema?". Tenemos que tenre claro que Mark es músico, y como músico tiene que dejarse llevar por lo que sienta en el momento de crear. El proceso creativo no es matemático. Uno no dice: voy a componer un ROCK. Compone según se siente, y está claro que Mark es un tipo tranquilo al que le gustan las cosas sencillas. Lo de dIRE sTRAITS era algo que tenía que hacer (por supuesto, también quería hacerlo) para abrirse camino. Y ahora que, después de haber trabajado muuuuuy duro para trazarse su senda, ahora está haciendo lo que siempre ha querido. Dejémosle hacer su trabajo como quiera. Siempre lo he dicho y, a veces, se me ha acusado de radical, y de cosas peores, pero es tan fácil como los programas basura de la tele: si no te gusta, no lo veas. Con la música pasa igual: si no te gusta, no la oigas. ¿Será por músicos?

elHermitaño dijo...

Puede que lo que le sucede a Knopfler es que, cuando quería innovar, cuando su creatividad y su inventiva estaban al máximo, las obligaciones de discográficas y demás le instaban a ceñirse a un camino que, quizá, era el que él no deseaba en el fondo.

Y, ahora, cuando dispone de esa libertad, cuando puede hacer lo que le plazca, porque sabe que van a sacarle al mercado lo que produzca, ahora está cansado, su creatividad está bajo mínimos y, pese a que trata de tantear y abarcar varios géneros, casi todas sus canciones suenan similar, tienen la misma estructura y, para quienes amamos aquel sonido y aquella improvisación, nos (me)parecen (algo) aburridas y repetitivas.

Pero, por suerte, y pese a que lo actual no esté a la altura (es mi opinión), para siempre quedarán aquellas maravillas de SOS, TOF, TR, etc. etc. Es un legado fabuloso, que muy pocos pueden igualar.

Saludos.

bLuEsMaN dijo...

Estoy contigo, el legado es valiosísimo. Eso ya queda ahí. Además el que tuvo, retuvo. Todavía sigue a un nivel suficiente como para dar grandes conciertos (aunque ya no los de antes).

Gracias y saludos

Oscar dijo...

Me gustaría hacer un comentarío al respecto de lo que se ha dicho aquí. Soy músico, guitarrista para más señas, y reconozco que en un principio ese cambió post Golden Heart me hizo perderle la pista a Knopfler una temporada. No entendía esa evolución... No obstante, volví a descubrirlo con Shangri-la y me quedé maravillado. Las creacciones armónicas de las que ahora mismo es capaz Mark Knopfler no tienen que ver con las de antaño, son mucho más ricas, arriesgadas, incluso poéticas, y aunque más cortas, prácticamente perfectas. Con Dire Straits las canciones se iban alargando, por eso todos tenemos algún que otro bootleg, en busca de esa armonía perfecta, esa nota extra que pudiese terminar de arreglar la canción. Con la edad la creatividad se destilando poco a poco en esencias más efímeras, quizá eso es lo que me pase a mí, que ahora disfruto mucho más de este Knopfler que el de antaño, aunque sus discos parezcan borradores de un trovador errante. Veremos a ver que nos trae el futuro. De momento podemos juntar los dos primeros discos de Dire Straits con los de Knopfler en solitario, y separar el resto en una especie de búsqueda de esa rock n' roll orchestra que tan buenos momentos nos regaló.

Yo Extranjero dijo...

Felicidades por el blog y por lo de "La Voz", Gracias! ;-)

Anónimo dijo...

LIVE N´LET PLAY!!!y mas a un musico de su nivel!!que despues de la pedazo de fortuna que tendrá amasada, sigue haciendo lo que le apasiona, que es su musica.SU MUSICA, no Dire Straits ni lo que quiera cualquier discografica.Por otro lado..Quejarse de la puesta en escena de un señor de 60 y tantos recien atropellado por una moto..ya me gustaria a mi estar asi dentro de 30 años...!!!long Live Mr Knopfler!!!

La Pluma Anónima dijo...

Bluesman:

Como tantas veces he dicho (y lo sabes):
"Está todo hecho".

Para mi gusto, y sin ningún tipo de animadversión artística hacia Mark K., se debió haber retirado hace muchos años ya. Hay trabajos inolvidables en su carrera (todos ellos bajo el nombre de Dire Straits), pero todo tiene su fin, y el de Knopfler llegó hace tiempo.

Lo de Santana (al igual que lo de otros cientos de artistas) no tiene nombre...

Una vez más:

"Está todo hecho". Apaga y vámonos.

bLuEsMaN dijo...

Oscar: Como dices la rock'n'roll orchestra se ha terminado. No es lo único a lo que se puede aspirar pero era un bonito concepto.

Yo Extranjero: Gracias también a ti.

Pluma: Tu opinión me parece que es la más radical respecto a Knopfler. ;)

Santana se ha dejado llevar mucho por la comercialidad. Es muy tentador poder vender muchos más discos simplemente cambiando un poco el repertorio. Aún así se le nota lo mucho que lleva dentro para expresar.

Gracias y saludos para todos.

Anónimo dijo...

Digais lo que digais, a mi esta gira me parecio lo que he visto siempre en el escenario. Un tipo con una guitarra que hace canciones, y una depuradisima tecnica y una calidad de sonido que abruma. Eso es lo que yo busco cuando voy a escuchar a Knopfler, CALIDAD en directo que hoy en dia, la verdad falta mucho. Nunca he visto un musico que mejore tanto un tema en directo con respecto al estudio, (quiza Fito). Y en cuanto a los discos, yo me quedo el Sailing y el Sahngri-la, y el All the Roadrunnig, sublime. Por mucho que quiera, para mi, el pseudo country con su propia seña de identidad, es lo que le mejor se le da.
saludos.

Anónimo dijo...

Muy buenas.
No quisiera ser critico con tu articulo porque demuestras que conoces bien la obra de Knopfler, pero aun asi tengo que decir que estoy en desacuerdo practicamente en todo. Soy fan de Dire Straits, pero mas lo soy de Mark Knopfler en solitario (quizás uno de los pocos) y creo que es uno de los musicos británicos que mejor ha madurado. Para mi en cierto modo, lo que ha hecho el de Glasgow ha sido volver a desnudar su musica, regresando a las raíces y mezclando el aire folkie de esas tierras del norte que le han visto crecer con el blues rural y el country de taberna aprendido de sus ídolos. De hecho sigo pensando que en directo, las canciones de la época con Dire Straits que mejor encajarían con sus últimas composiciones son las de los álbumes Dire Straits y Communiquê, es decir, los dos primeros; en fin, una vuelta a sus orígenes pienso.
Creo además (que nadie me crucifique por esto) que los 80's le hicieron bastante daño en cuanto a producción sobre todo, sin ser culpa suya porque la década mandaba, -ahí están los sintetizadores del "Born in the USA" de Springsteen, algún coqueteo con el pop de Tom Petty en "Let me up(I've had enough)" o "Shouthern Accents", el "Dirty Work" de los Stones, y podría seguir con otros tantos de Dylan, Lou Reed y demás aristócratas- y canciones como el mísmisimo "Money for Nothing" hubiesen resulado mejor (si es que cabe en cabeza alguna hacer una canción mas redonda) sin esas baterias electrónicas (por pedir que no quede).
En cuanto a los set-list si tienes razón, quizás debería hacerlos más variados.
En definitiva, me quedo con Turnpike Lane (podía estar en el "Exile on Main Street" de los Stones), el Daddy's gone to Knoxville (podría ser Hank Williams), el True love will never fade (sonando al maestro Dylan) que con el mainstream al que se abonó en los 80.
Un saludo.

Kyuuketsuki dijo...

A mi me tocó ver a Knopfler en un punto cumbre (según yo, claro): 28/03/2001. Jamás he escuchado una versión tan hermosa de Brothers in arms, y Romeo and Juliet sonó gloriosa. Si tiene que caer, me quedaré con ese recuerdo para siempre. Saludos.

Basurero Usurero dijo...

No sé si Knopfter amerita para hablar tanto, toca en un par de discos si no me equivoco junto a Chet Atkins, Chet rules. Bueno soy basurero y te sorprendería saber la cantidad de blues que encuentras en la basura, la gente no sabe lo que bota. El blues corre por mis venas. Suerte.
PD: escribe más a menudo.

Roberto Ronconi dijo...

Uno al parecer parece estar siempre idolatrando a los que hicieron hits. Independientemente de que Mark Knopfler halla pasado a ser un clasico del rock con su banda Dire Straits, lo que hacer es musica y seguir su propio estilo musical con ese rock melodico con punteo a dedo que lo caracteriza. Uno puede decir que lo mejor es evolucionar. YO digo que puede seguir con su estilo porque ademas es fantastico. Esto tambien esta pasando con Clapton, Rod Steward, Bruce Springsteen y otros que singen tocando y cantando de maravilla. Si no puedes disfrutar de la musica de un estilo en particular..... bueno estonces deja de escuchar musica u ponete a pintar.

Ana dijo...

Bueno, lo mío comparado con los demás comentarios será breve, sólo por una cuestión de tiempo, no me gusta comentar algo que no he leido bien. Pero sigo agradeciendo tu paso y tus comentarios... Adoro la pintura, el arte, la poesia, la música, en fin, disfrutaré mucho tus blogs...
Besos...
Ana.

Miradme al menos dijo...

Sinceramente, creo que la comercialidad les ha hecho mucho daño. Yo he pasado de ser un admirador suyo acérrimo (hasta que los vi en directo en Madrid hacia 1992) a un enemigo de su música. Letras pretendidamente ambiguas, ritmos previsibles, marketing excesivo...

Anónimo dijo...

Me declaro seguidor de su blog. Que acabo de empezar uno como aficionado:

http://alittleredrooster.blogspot.com/

Gracias.

Alan Bay (Argentina) dijo...

Me adhiero mucho a lo que dice oscar. creo y estoy seguro que dejando de lado Dylan, que ya no es lo mismo, Knopfler es el músico que mejor solidez y claridad tiene en sus letras en comparación con los demás, ya sean dinosaurios o de los nuevos. soy estudiante del profesorado de inglés en la universidad, a punto de cambiarme a un traductorado. se lo que digo, también soy compositor y guitarrista y hago mis canciones en inglés porque es como mejor me salen y conecto cada linea. las métricas que usa, lo que dice en cada estrofa, como penetra en la vida de personas con oficios pocos convencionales, eso es knopfler hoy en día, lo estuve estudiando y observando todo este tiempo, desde que lo empecé a escuchar a los 14. los que siempre lo escuchamos, entendemos las monstruosidades que ha hecho con la guitarra y no voy a entrar en ese tema tan amplio. de lo que nadie habla es de esto, de que cada día escribe mejor. Knopfler tiene un título en Gramatica Inglesa y sabe lo que es el periodismo y la observación (cosa que muchos de los dinosaurios que tanto idolatran no pueden hacer). no se olviden, no por algo escribe como escribe, siento está por encima de los demás. el no necesita demostrar más de lo que hace con la guitarra. lo importante que nos llegue al corazón cada arreglo, cada solo, es así como nos enamoramos de su música. no comparemos entre lo que hizo con Dire Straits y lo que hace solista, tienen que dejarlo ser y disfrutarlo. todos sus trabajos son excelentes y tienen algo de jugo para sacar. todo es válido. lo que grabó con Emmylou Harris es lo mejor que puede pasar cuando el country y el folk-blues rock se unen. es la combinación perfecta. como en la lengua española están Serrat y Sabina, en la inglesa están Dylan y Knopfler (y quizás podríamos meter a Gabriel y Springsteen, Lennon no creo que haya mostrado tanta complejidad, pero estoy hablando de los que quedan vivos). Si creen que me equivoco, demuéstrenme lo contrario.

Aprovechemos todo lo que podamos a este astro que me demostró que la música tiene mucho que ver con el alma, y por más que tengas años en un conservatorio detrás de las partituras, no quiere decir que tengas el feeling suficiente como para emocionar a los que te escuchan

gualnays dijo...

Menos mal que ha llegado "Get Lucky" su sexto disco en solitario, desde luego solo hace falta escucharlo para poder demostrar que no hay declives artisticos con este tio... es una puta MARAVILLA de composición, un disco redondo, y muy, muy bonito y que conmueve facilmente... Vamos que quiza no sea el mismo guitar hero de antaño, pero es que no le hace falta, solo necesita ponerte en tus oidos 2 notas para que se te pongan los pelos como escarpias... es increible este hombre... y al loro, que nadie olvide que son 60 tacos. Prefiero verlo madurando musicalmente, haciendo cosas que tengan sentido para el, porque asi podra transmitirlo con mucha facilidad. Sin desmerecer otros artistas (ejm: Santana, que me encanta también) este Knopfler sigue su propia senda, no necesita cantar con gente como Paulina Rubio, Mana, u otros tantos... para hacerse notar vivo comercialmente... Knopfler esta por encima de eso!!

Si antes era un grandioso guitarrista, ahora es un compositor de pequeños relatos musicales, delicatessen hechas canción, y es eso precisamente lo que necesitas para convertirte en LEYENDA!! SABER EVOLUCIONAR!!

eulez dijo...

Si, a David Gilmour (Pink Floyd) le ha pasado algo parecido. Bueno, aunque la verdad es que este como compositor nunca ha sido demasiado bueno. Parece que es cierto que eso de los temas largos y elaborados no es algo que resista a la edad. Demasiado esfuerzo, tal vez.

En cualquier caso, a mi el último disco de Knopfler me gusta más de lo normal, lo he escuchado más de una vez y todo.

Anónimo dijo...

yo creo que mark knofler cada vez toca menos diciendo mas, no olvidemos que la música la toca con otros músicos, que tambien tocan muchisimo, pienso que siempre está evolucionando,como intentando consegir metas cuando compone sus canciones, y lo va consiguiendo y despues sigue adelante buscando lo que al le emociona musicalmente para seguir componiendo.

Anónimo dijo...

Es absolutamente imposible y no hay ningun musico en toda la historia que tras 30 años de carrera se encuentra en su mejor momento.Incluso si me apuras ni despues de 20.

Ahora bien,Knopfler creo que es uno de los que mejor sobrevive el paso del tiempo en cuanto a creatividad e inspiracion o esa sensacion tengo,al menos tras escuchar varias veces su ultimo trabajo get lucky que sin parecerme una obra maestra o uno de eso discos imprescindibles,si lo encuentro como un trabajo mas que interesante en su conjunto y con algun pieza de una belleza absoluta que lo situan como uno de los discos mas recomendables de este 2009 qe bien es cierto no tiene mucho donde elegir.

Que Knopfler es un genio y hablando de un señor que ha compuesto autenticas obras maestras ya sea con su mitica banda o para bandas sonoras siempre se espera algo grandioso es una cosa y otra no reconocer que aunque dentro de un sonido y estilo musical diferente,sigue componiendo a buen nivel.

Sobre sus directos,no lo se la verdad,lo vi por ultima vez en el 2001 en Las Ventas y no me parecio como su concierto en el Calderon del 92 con los Straits pero fue un show notable cuando menos.

No sigo mucho de sus giras salvo algun video en youtube cuando me da por escuhar musica variada asi que no lo se aunque entiendo que con 60tacos lo que no va a hacer es comerse mas el escenario que antaño ni alargar o mejorar lo inmejorable en algunos casos.

Me parece que en unos meses toca de nuevo en las VENTAS asi que si estamos por la ciudad puede ser un buen momento de volver a escucharlo en directo y valorar su estado de forma y el de su banda que dudo mucho que sea como el de sus mejores años pero me extrañaria mucho que no siguiera siendo muy alto

Anónimo dijo...

He seguido la música de Mark desde hace 30 años. Nadie me atraviesa el alma como él. Ni tan siquiera mis adorados Pink floyd, ni Bruce, ni Steve Ray Vaughan...
Thanks for your music Mark.

Publicar un comentario

Tu opinión es importante y siempre será bien recibida. Exprésala con el asentimiento o disentimiento que quieras dentro de los márgenes del respeto.
Los comentarios que tienen como única finalidad hacer spam (publicidad de otras páginas web) no serán admitidos.