Un nuevo blues para mi viejo Dobro

Seguro que a todos nos ha pasado alguna vez encontrarnos con un olor que no habíamos vuelto a percibir desde la infancia. Por un momento nos volvemos a sentir como cuando éramos niños. Salvando las distancias, porque el tema de los olores siempre debe ir aparte, recuperar mi Dobro después de tenerlo semi-abandonado es una sensación parecida de alguna forma.
Las cosas viejas suelen venir acompañadas de recuerdos. Seguro que todos hemos encontrado objetos de nuestra infancia que instantáneamente nos trasladan a épocas que ya nos parecían casi olvidadas del todo. Con los instrumentos musicales esto tiende a multiplicarse porque junto a los recuerdos físicos hay muchas vivencias emocionales asociadas que parece que sigan de alguna forma latentes en el instrumento. Por motivos como estos entiendo que se regalen. Se regala más que un trozo de madera, se da lo que se ha dado también en él. También entiendo que a veces no se quieran ver delante porque traen recuerdos que no se quieren avivar. Y los admiro, porque cuando forman parte de la historia de alguna forma todavía siguen sonando.
Es un tema curioso esto de animar objetos inanimados. Un buen ejemplo de que mucho de los que hay en las cosas proviene de nuestra cabeza. Hasta puede que incluso sea todo.

7 comentarios:

siouxie dijo...

Mi primera guitarra acústica era mi tesoro. Puede parecer un topicazo, pero era parte de mí. Olía a mí. Nos entendíamos.
Un día cayó hacia delante hasta el suelo por accidente y se le partió y desprendió la cabeza del mástil, quedando colgando por las cuerdas. Me quede sin voz, casi sin respiración. No pude gritar; Sólo me agaché a recogerla, y estuve sentada un rato en la alfombra junto a "su cadáver". Sólo pude pronunciar una frase: Se ha muerto. En mi corázón, aún existe un verdadero duelo por ella.

(Hola, bluesman ;)

siouxie dijo...

(Ahora tengo otra, no es lo mismo, pero la trato como a "su hermana pequeña).

bLuEsMaN dijo...

Esta cuídala mucho. A mí también se me rompió alguna y en su momento me fastidió bien.

saludos

Gustavo dijo...

Pero bueno, ¿dónde tenías ese dobro?...

!Video en Youtube ya!...

je je...:-)

Salud!

bLuEsMaN dijo...

jaja. Hola Gustavo. Un abrazo y feliz "cumple"

;)

sinnick dijo...

En el presente y en el futuro se harán nuevos recuerdos para ese dobro. Quizá este tipo de cosas sean una auténtica medida del tiempo. Y un fiel reflejo de cada uno: un objeto inanimado tiene toda la paciencia del mundo, no presiona para volver. El momento en que vuelves a él es sin duda el mejor.

bLuEsMaN dijo...

Muy bonito y muy sincero. Recuerdo haber leído que vivir consiste en buena parte en construir nuevos recuerdos.
Yo también lo veo así.

Gracias y saludos.

Publicar un comentario

Tu opinión es importante y siempre será bien recibida. Exprésala con el asentimiento o disentimiento que quieras dentro de los márgenes del respeto.
Los comentarios que tienen como única finalidad hacer spam (publicidad de otras páginas web) no serán admitidos.